Sonic el erizo, una gran mascota, espero que mejor broma

Un viejo amigo con el que paso bastante tiempo forma parte del maravilloso club de los alérgicos, sin entrar mucho en los detalles, una de las condenas que sufre, la menor creo yo, es ver reducida la posibilidad de tener una mascota, sus problemas de salud no son compatibles con cualquier bicho. Sin embargo, las ganas y el tiempo le han llevado a encontrar por fin un feliz animalito al que cuidar, el elegido ha sido un erizo.

Aunque no voy a hablaros de las virtudes de los erizos, interesantes y raros animales, ni de las alergias de mi amigo, si no del 18 de diciembre del año pasado, día en el que completamente perdidos y sin ideas buscábamos una pequeña broma que hacer al mundo, simpática e inofensiva, de cara al siguiente día 28 (día de los santos inocentes).

Os seré franco, no recuerdo exactamente como llegó la idea, pero llegó, y unos días más tarde estaba en casa de mi amigo grabando al simpático animal mientras jugaba, feliz, en su rueda de ejercicios. Me gustaría decir que planifiqué un rodaje o los planos de las escenas, incluso que llevaba preparado el guión, ni eso, sencillamente tomé unas imágenes cámara en mano del bicho y las monte con mal tino (el único que tengo), el audio fue igualmente mal cortado, y que el programa que usé no respondiera (literalmente se colgaba cada pocos minutos) tampoco ayudó. Para rellenar, y siendo una de las pocas cosas que aguantaba el programa sin fallar, metí un texto sin gracia junto con la música mal cortada.

Pese a todo creo que quedó gracioso y como mínimo es una buena oportunidad para conocer a este simpático animal. El año que viene prepararemos algo con un poco más de tiempo, es posible que engañemos a alguien para que nos ayude… Guillermo, ve preparándote :P.